El Parque del Ahuehuete

por

Ruta Gastronómica

Descubre la Gastronomía única que este Pueblo Mágico te puede ofrecer…

Este pequeño parque, nombrado “El Ahuehuete”, por el árbol que en él habita, fue inaugurado el 24 de Septiembre de 1972 por María Esther Zuno de Echeverría, esposa del entonces Presidente Luis Echeverría Álvarez, en compañía de diversas personalidades de aquel momento dentro de las cuales destacaban el Dr. Gonzalo Bautista O’Farril, Gobernador de Puebla, Vicente Alonso Villarroel, Presidente Municipal de Atlixco y Antonio J. Hernández, Secretario General del Comité Central de la C.R.O.M. La construcción del parque surgió por iniciativa de la esposa del ex-Presidente Luis Echeverría el 28 de Mayo de 1972 después de haber asistido al “Festival Folklórico” que se había realizado en el lugar.

Este pequeño y muy especial parque se encuentra en la esquina de la 5 norte y 14 poniente; el bosquejo para su construcción fue elaborado por Cayuqui Estage Noel, fundador del “Festival Atlixcayotl”, festival reconocido internacionalmente por reunir a todas las etnias que componen al estado de Puebla y el cual _en 1996 fue nombrado por el Gobierno del Estado como Patrimonio Cultural de todos los Poblanos;_ en él se encuentra una explanada con fuente, para su piso se solicitó la laja que ostentaba la antigua Fábrica de Metepec, una de las fábricas textiles más grandes y prolíferas de la época industrial y por las cuales Atlixco fue reconocido por su industria textil en el siglo pasado; se encuentra además un pequeño kiosko de hierro forjado con una fuente debajo de él, esta pieza de historia engalanó el zócalo de la ciudad hasta su remodelación en 1954 cuando se construyó el kiosko de estilo sevillano que vemos al día de hoy.

Según cuentan nuestros padres y abuelos, a un costado de las raíces de aquel ahuehuete brotaba agua cristalina en donde había pequeños peces que habitaban el lugar, esta agua se ocupaba para beber, tenía un sabor muy fresco y mineral y se decía que quien bebía agua de aquel manantial ya no se iba de Atlixco.

Por su importancia histórica y cultural, este parque es punto de partida del convite para el Atlixcayotl, sin duda, un lugar digno de visitar para conocer más de Atlixco.